Más de Portada
Eliminan tribus de PRD; se reparten dirigencia
Rescatan Acereros agónico triunfo
Deja Zepeda coordinación del PAN
Van contra acoso telefónico empresarial
Discutirán PEF 2019 con Diputados locales
Exigen rescate de ARA San Juan
Marchan en CDMX contra explotación animal
Condenan a 5 ex federales por secuestro
Achaca Iglesia pobreza a sistema corrupto
Resguardan albergue por protesta en Tijuana
Mata comando a cuatro en Guerrero
Un comando asesina a 3 policías estatales y un paramédico de la Cruz Roja, durante una entrega de apoyos en un poblado de Taxco, Guerrero.
Causan migrantes grandes problemas en México.- Trump
Compartir artículo:
¿Quieres recibir en tu correo electrónico un resumen noticioso de la sección Vida?
Solo por hoy
Por los siguientes 3 días
Durante una semana

Aceleran sus ideas educativas

  • Rogelio Valdés (izq.) y Marco Sandoval son estudiantes de Innovación y Desarrollo en el Tec de Monterrey. Foto: Daniel Santiago
  • Martha González y Carlos Roca son integrantes del equipo desarrollador de la startup educativa "Reto". Foto: Daniel Santiago
  • Moisés Sigala es egresado de la Universidad de Guadalajara y uno de los tres fundadores de Terabook. Foto: Daniel Santiago


Daniel Santiago
En el sótano de un edificio del Tec de Monterrey, jóvenes mexicanos están dedicados durante cinco meses a desarrollar aplicaciones con las que buscan contribuir a cambiar el panorama de la tecnología educativa en México y el mundo.

Son los tres proyectos ganadores de la convocatoria TecLabs EdTech Accelerator que el instituto y Orion Startups lanzaron este año para impulsar ideas de estudiantes y profesionistas.

A cada proyecto se le otorgó 30 mil dólares de capital semilla y asesoría especializada.

"Facebook empezó siendo el anuario de Harvard, no era lo que ahora es, luego cambiaron su modelo, y ahora es lo que es, donde puedes comprar cosas, encontrar noticias", ejemplifica José Escamilla, director de TecLabs, laboratorio de innovación educativa disruptiva del Tec.

Conoce los tres proyectos que representan la primera generación de startups educativas.

Fomentan en niños la cultura del ahorro

Al trabajar en una asociación que atiende a niños en desamparo, Marco Sandoval y Rogelio Valdés se dieron cuenta de que la infancia en general carece de habilidades para ahorrar.

"Cuando empezamos a hacer proyectos con niños en situaciones más privilegiadas, nos dimos cuenta de que en los dos lados, ninguno ahorraba", explica Rogelio, uno de los creadores de Robin, nombre de la aplicación que desarrollan.

"No era un tema de tener mucho o poco dinero, sino que era de educación financiera, de casa".

Ambos jóvenes tienen 21 años y estudian el séptimo semestre de Ingeniería en Innovación y Desarrollo en el Tec.

Su aplicación consiste en una especie de cartera electrónica que permite el registro de actividades para fomentar el ahorro en los chicos.

"El primer eje es que el niño entienda el valor del dinero. El segundo es que el niño ahorre a través de sus metas. Así que si se quiere comprar ese videojuego de mil pesos, ahorre 50 pesos cada semana", explica Marco.

"Y el otro (eje) es que tenga independencia financiera. El niño dentro de la aplicación puede comprar en un e-commerce como Amazon, en una compra preaprobada por el papá".

Para el desarrollo de esta plataforma, los jóvenes se apoyan con expertos, entre ellos, diseñadores instruccionales del Tec que les ayudan a definir el valor educativo de los contenidos.

Lo que este proyecto contempla es que los papás se sientan seguros de que su hijo está aprendiendo habilidades de educación financiera en un entorno seguro. Robin y los otros dos proyectos fueron seleccionados entre 200 candidatos.

"Lo más difícil es validar que estás construyendo algo que vale la pena", comenta Rogelio, Más información: www.robinbank.co.

Ayudan a aspirantes a que logren retos 

Para presentar el Examen Nacional de Aspirantes a Residencias Médicas (ENARM), miles de médicos gastan miles de pesos en cursos en plataformas antiguas. Carlos Roca decidió construir una aplicación que resultara más práctica.

Así que se unió con los médicos André Tapia y Uri Torruco para desarrollar Reto, proyecto que iniciaron en el 2015 y que ahora, con apoyo del Tec y de Orion Startups, busca ampliar a otros mercados.

El proyecto nació cuando André buscó en internet algo que lo preparara para presentar el ENARM.

"Todo lo que existía era súper viejito, no había ni siquiera nada móvil", cuenta Carlos, de 28 años de edad.

"(Para el ENARM) todo era como si fuera del Windows 93, entonces dije: 'aquí hay un negocio que puede ser muy interesante'".

Con el plan de aceleración, el objetivo es expandir la utilidad de su aplicación a otras áreas, ayudando a estudiantes que van a presentar  un examen de admisión a alguna universidad o vendiendo su desarrollo a casas de estudio para que usen Reto con sus contenidos.

Carlos es egresado de Finanzas del Tec Campus Santa Fe. Se mudó a Monterrey para trabajar en esta aceleradora educativa.

"Yo mismo estudié finanzas y me tuve que certificar para poder trabajar en cualquier banco y tuve que pagar un curso online, comprar libros", señala. "No podía ser que con toda la tecnología que ya existía, no había nada que permitiera estudiar de una mejor forma y en todos lados (con un el celular)".

Para Reto está claro que se trata de una herramienta.

"No es que queramos sustituir a las universidades ni a los libros. Es una plataforma para ayudar a los estudiantes a pasar certificaciones o el reto que tengan enfrente".

La psicóloga Martha González se unió recientemente al equipo como líder de operaciones.

Contacto: Facebook/Reto ENARM.

Meten biblioteca en app

Entre las situaciones a las que suelen enfrentarse los universitarios está una muy frecuente: los libros que necesitan para sus clases a veces son caros y en ocasiones sólo ocuparán algunos capítulos.

Fue ahí donde Terabook, proyecto surgido en Guadalajara, vio un área de oportunidad, la de desarrollar una aplicación con la que los estudiantes universitarios no tengan que desembolsar fuertes cantidades de dinero al comprar textos para sus clases.

Es una especie de Netflix, pero de libros, explica Moisés Sigala, músico de 29 años egresado de la Universidad de Guadalajara, quien se mudó a Monterrey hace un mes para el proceso de aceleración de su startup.

"Necesitamos muchos libros para la escuela y tienden a ser muy caros. No puedes comprar 10 libros de 400 o 500 pesos cada uno para usarlos sólo un semestre", detalla.

"La mayoría de las veces sólo usas un capítulo o dos. Buscamos solucionar eso al brindarle esa opción a los estudiantes y decirles: 'Aquí en esta plataforma puedes consultar los libros y sólo vas a consultar lo que necesitas, no tienes que comprar todo el libro'".

Con una suscripción, el usuario puede tener acceso a contenidos con los que puede profundizar en otros temas, señala.

Parte del trabajo que Terabook realiza actualmente es la obtención de licencias con universidades para reducir el costo de libros y materiales educativos.

"Esperamos que estas empresas vayan encontrando cuál es el modelo de operación y el nicho, pero vemos que hay un potencial en la idea que traen", señala José Escamilla, director de TecLabs, sobre los tres proyectos seleccionados.

Por ahora, Terabook tiene una versión gratuita que puede bajarse en Android y también se puede navegar en terabook.mx. Parte del equipo trabaja a distancia desde Guadalajara.

Hora de publicación: 00:00 hrs.

FOTOGALERIAS RELACIONADAS

GALERIA MULTIMEDIA RELACIONADAS

Más de Educación

UN VISTAZO A LOS COMENTARIOS