Más de ElNorte
Acusa Samuel a AMLO de meter 'mano' en elección de NL
Concede juez primera suspensión contra padrón
Señalan que México desaprovecha potencial en renovables
Encabezan 6 ciudades de México mayor violencia en el mundo
Presenta Apple los AirTags y AppleTV 4K
Deja tiroteo en Nueva York un muerto y dos heridos
Silenciar a AMLO afecta a Morena.- Delgado
'Disputa es por Presupuesto, no me callaré'
Ahora Salgado acusa a Morena de no entregar informe
Aplican a AMLO vacuna de AstraZeneca
Pide invertir dinero de Ancira en fertilizantes
Comparece Consuelo Treviño ante Congreso por vacunación
¿Quieres recibir en tu correo electrónico un resumen noticioso de la sección Vida?
Solo por hoy
Por los siguientes 3 días
Durante una semana

El tarot que pintó Leonora Carrington

ico_clock
05 min 00 seg
Teresa Martínez
A más de 100 años de su nacimiento y una década de su partida, la surrealista Leonora Carrington aún tiene obras desconocidas por el público: pintó su propio tarot.

La artista creó su versión de las 22 cartas de los Arcanos Mayores, una parte clave en el mazo, que ahora son reproducidas en el libro The Tarot of Leonora Carrington, editado por Fulgur Press, en Reino Unido.

Notas Relacionadas

La otra Leonora
En expo "Cuentos mágicos", que acaba mañana en Marco, se admira el lado teatrista, ecologista y feminista de la artista Leonora Carrington.
Carrington: Su faceta literaria
A casi 100 años del nacimiento de Leonora Carrington, que se cumplen el 6 de abril, su familia busca destacar su interés por las letras.


Estas pinturas fueron descubiertas por la historiadora de arte de Monterrey Tere Arcq, en 2017, cuando preparaba la curaduría de la muestra "Cuentos mágicos".

"Fui a visitar a un coleccionista para ver otra pieza y pedírsela en préstamo para la exposición y ahí me topé con el tarot; fue una maravilla descubrirlo", cuenta Arcq, experta en Carrington, a EL NORTE.

"Sabía, por supuesto, que estaba muy interesada en el tarot, y ella utiliza mucho la simbología a lo largo de su vida, pero no tenía idea que había pintado su propio juego de cartas".

El coleccionista las adquirió directamente a la artista, señala Arcq, y antes no habían sido registradas en alguna muestra o catálogo. De las 22, solo dos están fechadas en 1955.

Hasta 2018 las pinturas se exhibieron por primera vez, cuando "Cuentos mágicos" abrió en el Museo de Arte Moderno de la Ciudad de México, aunque no estuvieron en Marco cuando la muestra visitó la Ciudad.

El libro contiene una introducción de Gabriel Weisz (hijo de Carrington y el fotógrafo Chiki Weisz) y un ensayo en coautoría entre Arcq y la historiadora de arte estadounidense Susan L. Aberth, autora de Leonora Carrington. Surrealismo, alquimia y arte.

"Ambas tuvimos que repensar las obras de Leonora Carrington", externa Aberth, también experta en arte latinoamericano y africano.

"Porque una vez que conocimos estas pinturas, ya vimos el tarot por todos lados: en sus cuentos, dibujos, pinturas, esculturas; fue impactante", dice en entrevista.

Weisz llegó a conversar con su madre sobre el tarot, y le manifestó que para ella era una forma de comunicarse con su psique.
La artista, comparte su hijo, también utilizaba el I Ching e incluso esculpió fichas de madera de este juego.

"(El tarot) le servía como una especie de viaje por terrenos que no se limitan a lo real, sino por diferentes lugares de su propio ser interno", cuenta Weisz.

"Era lo que le importaba más. No era un universo externo o abstracto, sino interno y muy concreto".

INSPIRACIÓN
Las 22 pinturas demuestran que en su etapa madura como artista se inspiraba discretamente en el tarot, resalta Aberth, mientras que en la etapa temprana es la alquimia.

"Para Leonora no solo era el tarot, también la astrología, la cábala, la alquimia, todos eran diferentes caminos para tratar de entender el universo", reflexiona Arcq.

Por otro lado, la artista leía las cartas y abordaba el tema con sus amigos como Remedios Varo o Pedro Friedeberg, apunta Arcq; de ella aprendió el artista Alejandro Jodorowsky.

Los elementos del tarot están en pinturas como "Transferencia" (1963) en la colección del Tate Modern y "La maja del tarot" (1965) un retrato de María Félix que viste con una tirada completa de las cartas, enumera Arcq.

EL TAROT Y LEONORA
A lo largo de su vida, el tarot formó parte del contexto de Carrington. Arcq explica que en Inglaterra, la artista creció en una época de renacimiento del ocultismo.

Además, el tarot era importante para los surrealistas, por ejemplo, André Bretón lo estudió profundamente y es una referencia en su poemario Arcano 17.

"Creemos que ella percibía el tarot no como juego de adivinación, sino como un modelo del universo y un camino de conciencia", subraya Arcq.

El tarot se compone de 78 cartas; 22 son los arcanos mayores, que representan los pilares de la vida, y 56 son arcanos menores, dirigidos a situaciones profanas.

"Los 22 arcanos mayores son los aspectos más espirituales del tarot, son un cambio de vida. Ella estaba más interesada en las ideas filosóficas detrás de estas cartas", detalla Aberth.

"El resto que son los arcanos menores son más utilizados en adivinación y suerte y a ella no le resultaban importantes".

En las pinturas de los Arcanos Mayores se ven figuras como La Torre, La Luna, El Sol, Los Amantes, Muerte o La Estrella.

Las imágenes mezclan su propia iconografía con el del Tarot de Marsella, del siglo 17, y del Tarot Rider-Waite, de inicios del siglo 20, detalla Arcq.

"Se ve muy claro que estuvo estudiando tarots antiguos en los que se utiliza hoja de oro; y ella en varias cartas lo utiliza, también hoja de plata".

Luego de estar años ocultas, estas 22 pinturas son una vía para adentrarse aun más en la enigmática obra de Leonora Carrington.

La primera edición del libro con 2 mil 500 ejemplares se agotó en dos meses, pero la editorial venderá un segundo tiraje en Amazon que ya puede apartarse por 60 dólares incluyendo envío.
Hora de publicación: 05:00 hrs.

FOTOGALERIAS RELACIONADAS

GALERIA MULTIMEDIA RELACIONADAS

UN VISTAZO A LOS COMENTARIOS