Recibe en tu email las próximas
columnas de Carlos 'Warrior' Guerrero
1 mes
2 meses
3 meses

La pelota sonrió a Messi



Carlos 'Warrior' Guerrero
en EL NORTE

ico_clock
3 min


En 1993, Bill Clinton tomó por primera vez la Presidencia de los Estados Unidos, Checoslovaquia dejó de existir como país, el narcotraficante más famoso del mundo, Pablo Escobar, fue abatido por la Policía Nacional de Colombia y Argentina ganaba la Copa América tras vencer en la Final a México.

En 1993 Lio Messi tenía apenas 6 años y aunque ya jugaba con su inseparable pelota golpeteando alguna pared, la Albiceleste no le robaba el sueño todavía.

Nadie hubiera imaginado que pasarían 28 años para que Argentina volviera a festejar un título con la Selección Mayor. Demasiada espera para un equipo con etiqueta de "potencia" y que en los últimos 15 años ha tenido en sus filas al mejor futbolista del planeta.

De 1993 a la fecha, Argentina acumuló 6 finales perdidas, 4 en Copa América (2 de ellas ante Brasil), una en Copa Confederaciones (también ante los amazónicos) y la más dolorosa, la derrota sufrida en el Mundial del 2014.

Pero si algo da el futbol son revanchas. Y fue justamente en el imponente Maracaná (mismo escenario en el cual cayeron hace 7 años ante Alemania), donde por fin se rompió la maldición. No con el partido más brillante, no a través del juego más fino y estético, pero sí con el más efectivo para conseguir el objetivo.

Una Argentina de mucha disciplina táctica que fue mejorando conforme la Copa avanzó ante un Brasil que luego de empezar fuerte el torneo, se fue diluyendo hasta perder el alma y la sabiduría.

Al terminar el juego todas las miradas se posaron en Messi que por fin esbozó una gran sonrisa. Y cómo no, si se quitó de encima una gran carga. Si se arrancó la costra de un dolor que parecía eterno. Si se retiró con pinzas la espina de la frustración que tenía clavada entre las capas de la piel.

Vaya incongruencia. Al mejor del mundo le calaba una piedra en el zapato.

Esta vez el equipo lo sacó a flote. Su actuación fue discreta. Mucho más enfocada al sacrificio que a la magia. Frente a Brasil y con la estadística en contra, no había tiempo para trucos ni para aparecer palomas. Había que apantallar con otro acto.

Incluso tuvo el gol para cerrar el partido y falló en una jugada que ha ejecutado un millón de veces. Eso nos dice el grado de presión que tenía y la cantidad de fantasmas que le reían al oído.

Pero si hace 7 años Higuaín falló un gol claro ante los germanos, esta vez Angel Di María no lo hizo y le abrió las puertas de la felicidad a Messi.

Sus miles de seguidores ya lo encumbran en lo más alto de la historia por encima de Pelé y Maradona. Yo considero que la deuda en el Mundial sigue pesando como para sentarlo en la misma mesa.

En Qatar, dentro de 16 meses, tendrá su última oportunidad para cumplir la asignatura pendiente.

Por ahora Messi sonríe. Veremos si en el Mundial se carcajea (de todos) si llega a levantar la más valiosa de todas las copas.

 
Twitter: @CarlosLGuerrero
 
 


FOTOGALERIAS RELACIONADAS

GALERIA MULTIMEDIA RELACIONADAS

GRÁFICOS ANIMADOS RELACIONADOS

NOTAS RELACIONADAS

MÁS DE Carlos 'Warrior' Guerrero

Carlos 'Warrior' Guerrero
Sufrir por elección o convicción
Carlos 'Warrior' Guerrero
Funes Mori
Carlos 'Warrior' Guerrero
Nacho macho
Carlos 'Warrior' Guerrero
Dejen en paz a Messi y CR7
Carlos 'Warrior' Guerrero
No es lo mejor, pero es algo
Carlos 'Warrior' Guerrero
Ojalá hablaran con la verdad
Carlos 'Warrior' Guerrero
Cláusulas de la pelota
Carlos 'Warrior' Guerrero
El milagro de Copenhague
Carlos 'Warrior' Guerrero
Hay cosas prohibidas
Carlos 'Warrior' Guerrero
El mejor torneo del mundo
Carlos 'Warrior' Guerrero
¿De quién es culpa?
Carlos 'Warrior' Guerrero
Los muertos ajenos del Cruz Azul
Carlos 'Warrior' Guerrero
Simplemente 'Zizou'
Carlos 'Warrior' Guerrero
Reynoso y Cruz Azul
Carlos 'Warrior' Guerrero
El perfume de Herrera
Carlos 'Warrior' Guerrero
Ave de las tempestades
Carlos 'Warrior' Guerrero
Reynoso y el cambio de menú
Carlos 'Warrior' Guerrero
¡Qué poca, Chivas!